jueves

resplandor de una compu sin recuerdos

No había posteado porque el sistema operativo de este blog, osea mi computadora, estaba hecha garras, se apagaba en lo más emocionante y estaba lentísima.
Entonces era una monserga (¿Así se escribe?) redactarle a mi secretaria mi perorata del día, pues justo en el momento en que le iba a soltar la neta del planeta, a la maquinita se le antojaba ponerse en huelga y se apagaba, así, sin más.
Pero ahora las cosas son diferentes, gracias a un equipo de técnicos italianos, mi computadora modelo 1982, está que echa lumbre.
Le cambiaron las bujías, la suspensión y los amortiguadores. Nomás no hornea pan y engargola papeles porque no soy ningún excéntrico. Pero quedó mejor que nueva.
Más rápida que Ana Gabriela Guevara y más eficiente que el hijo de Martita Sahagún.
Será la envidia de Bill Gates.
El problema ahora es que no sé qué hacer con tanta velocidad, la máquina es más rápida que mi mente y ya me cohibió.
Ademàs el archivo de "momentos cumbres de mi vida" ha sido borrado de la memoria de la computadora, asì como cientos de jocosas fotos de este monero con la crema y nata de la sociedad chihuahuense y escritos de mi diario personal -que es interesantísimo y no como este blog- (Asì como la película de "Resplandor de una mente sin recuerdos"). O sea, que si la computadora ha recapacitado y volverá a empezar, yo haré lo mismo.

lunes

los hombres verdes

Dibujar para mí es un constante tic nervioso. Comencé a dibujar desde que era niño y lo he seguido haciendo durante todos los días -casi todas las horas- de mi vida. Dibujo cuando estoy solo y cuando estoy acompañado. Dibujo cuando hablo por teléfono y dibujo cuando, en los restaurantes, converso con una persona. Para mí es más fácil explicar algo si me auxilio con el dibujo. Cuando -como a muchas otras personas- alguien me ha preguntado qué me gustaría ser si volviera a nacer, yo he contestado que me gustaría volver a ser dibujante, sólo que mejor de lo que soy. Dibujar es un placer que pocos conocemos.

Es un arma secreta que equivale a hablar otro idioma. Un idioma que sólo dominan unos cuantos privilegiados. De 5 mil millones de seres humanos que pueblan la tierra, los dibujantes no llegamos a 100 mil. Los que nacimos con esa bendición, con la facilidad para dibujar, no tenemos por qué preocuparnos en la vida. Nunca nos va a faltar nada. Somos como la mujer barbada; como el hombre de color verde. O sea, somos diferentes. Un hombre verde siempre podrá trabajar en los circos valido solamente de su color, sin necesidad de ser maromero, ni equilibrista, ni hombre bala. La gente lo verá siempre con curiosidad, con admiración. Y es que hombres verdes no hay muchos.

Picasso fue un hombre verde. Era de un verde tan intenso que desde niño la gente comenzó a verlo con curiosidad y morbo y él, dándose cuenta de lo que lo distinguía de los demás, abusó. Llegó inclusive, a burlarse de sus contemporáneos desconcertándolos, sorprendiéndolos, escandalizándolos con las cosas que hacía, extraordinarias para ellos, pero naturales para él que era verde. Picasso dibujó y dibujó y dibujó hasta alcanzar la perfección - y luegodesdibujó todo lo dibujado. Esto lo hizo en medio de la admiración del mundo y durante una época de la historia que puso a temblar y a doblegarse a millones de personas, incluyendo a estadístas de países adelantados. Picasso vivió como quiso y donde quiso y con quien quiso durante dos grandes guerras, mil crisis y muchas dictaduras. En todo su tiempo hizo gala de una agresiva, desafiante libertad, precisamente cuando la libertad estaba prohibida. Fue él, sin duda, el más verde de los verdes de la época moderna y su verdor sólo puede compararse al de los clásicos.

A Diego Rivera lo atacaban, lo insultaban, le decían mentiroso y hasta llegaron a atentar contra su vida porque - entre otras cosas- un día se le ocurrió a Diego decir que era antropófago, que le gustaba comer carne humana y que, de ésta, las costillas de las jovencitas eran deliciosas. Lo que los hombres beige no comprendían era que Diego no era mentiroso, simplemente tenía derecho a la mentira. Los hombres verdes tenemos derecho a la mentira. La mentira es el arte. La verdad puede dejarse para los contadores. Las grandes obras de arte son enormes, bellas mentiras. La verdad es sólo una de las materias primas con que se hace una mentira.

En aquel tiempo hacía un cartón diario y mi sistema era éste: muy temprano en la mañana extendía uno o dos periódicos sobre la mesa y, estando de pie, buscaba en los encabezados una noticia que me diera una idea. Si la encontraba me sentaba y leía la noticia de principio a fin. Si no la encontraba comenzaba el día con un dolor en los huesos que no podría describir. El dolor es físico y lo sufro cuando no tengo ideas. A medida que pasan las horas ese dolor se va intensificando hasta hacerse casi insoportable. Quedo doblado, abatido ante la mesa, con el papel en blanco y las manos sosteniéndome la cabeza. no siento hambre ni sed, ni deseo alguno. Tengo la sensación de estar hueco de pies a cabeza y el dolor me quiebra, me hiere, me atormenta. Es un dolor como el que deben sentir los condenados a garrote vil.
Pero finalmente la idea llega. Puede venir de una pequeñísima chispa interior, o la trae la conversación de un amigo, o la trae el viento. Enotonces todo cambia. Desaparece el dolor que se convierte en euforia. Vulven la sed y el hambre y todas las cosas que dan placer. La mente trabaja como motor nuevo. Se sienten los músculos elásticos y sanos y la ropa limpia y cómoda. Realizar la idea con texto y dibujo ya no es problema. La mano se mueve sola como siguiendo un trazo que ya estaba sobre el papel. Es la salida a la luz.
Los hombres verdes sufrimos y gozamos eso y mientras más agudo es el sufrimiento más intenso es el gozo. El sufrimineto vale la pena. Siempre nace de él algo nuevo. A veces sorprendente, a veces bello. A veces sólo regular, pero siempre nuevo.
Y esa es nuestra misión en la vida: hacer, todos los días, algo nuevo.
Texto de Abel Quezada.

miércoles

sábado

momentos cumbres de mi vida (5)


Y después de este condenatorio momento, paso a lo que sigue:
El internacionalmente desconocido concurso "Mami, yo también quiero ser monero", resultó un fracaso. (Aplausos). Como iba a medio dejar de postear por mis múltiples ocupaciones, en un momento de ocio, me dije: "Kabeza, haz patria, crea a un monero", pero creo que la gente tiene poca retención al leer, y no leyó bien. Se pedía un dibujo del próximo presidente de México.
Llegó la fabulosa cantidad de 5 dibujos, de los cuales, de todo eran, menos del próximo presidente de México. Agradezco al quinteto de entusiastas chiquill@s que quisieron, pero al no llenar el único requisito pedido, el concurso de declara desierto. (Aplausos)
A continuación los participantes:

He aquí los 5 aprendices de moneros que se perdieron una caricatura, una ilustración o la desbordante cena romántica llena de jocosos momentos y vaciladores comentarios.
(El autor de la ardilla foxiana, resultó ser un monero que colabora en esta página)
Es todo, regreso a mis actividades, y si quieren participar en un concurso, chequen las becas del FONCA, esas no traen requisitos tan difíciles. (Aquí es donde me empiezo a deprimir y me tiro al vicio por este fin de semana)

jueves

el peje-fest

Regresé.
Después de ir al D.F. a calar el segundo piso y por mi ración anual de tlacoyos y boings de guayaba, arreglé asuntos de suma importancia para la nación.
En lo que estuve allá, me enteré que sería la toma de protesta de AMLO en el Zócalo. Ya he dicho lo que opino del Peje, o más bien, de los que le temen (aquí)
Nunca había ido a un mitín perredista, bueno, una vez fui a uno aquí en Chihuahua, pero casi, casi me preguntaron a qué hora podía ir para hacerlo y que hubiera alguien.
Cometí el error de que antes de llegar fui a comprar material y encontré un caballete bueno, bonito y barato, el cual estuve cargando como Van Gogh en el campo, con la diferencia de que en vez de sortear a voces internas, cuervos, girasoles y prostitutas hambrientas de orejas, yo toreaba enfurecidos chilangos que echaban lámina, mentadas y consignas.
Llegué a plaza Péjamo, y esto pasó:

Logré llegar a la valla para poder apoyar el caballete y de pasada recargarme yo también. Como se puede ver en la foto, era imposible aburrirse.


Como si quisiera salir del metro, la gente comenzó a empujar, pellizcar glúteos, arrimar lo arrimable, corear y gritar. Fue entonces que surgió en mí una pregunta: ¿Qué hago aquí?



AMLO se acercaba y una señora me gritó en la oreja: ¡Peje te amooooo!, pero no era un grito así leve, no, era como la versión femenina de Pepe el toro y su "Toritoooo", todavía me zumba la oreja. Después me vi en la PGR como testigo presencial, cuando una chavita se acercó a hablarle a AMLO, me friquié, ya se me hacía que iba a decirle a mis nietos: Yo estuve en Lomas Taurinas 2.


Espeluznante postal de una señora confundiendo al Peje con Richard Gere.



Como soy la versión 2005 del tío Gamboín, le llevé un bonito souvenir a mi sobrina, el cuál parece que le gustó muchísimo.

P.D. Vendo caballete bueno, bonito y barato con una pata zafada.

domingo

prórroga

Sigo en el D.F. pero ya mero me voy.
He recibido 5 dibujos y me han pedido más tiempo.
Concedido. El 16 de diciembre se acaba el plazo.

Por si no lo notaron en el post anterior, señalé que el premio sería una caricatura del ganador hecha por mi mero, o que les ilustre un post, un tercer premio es una cena romántica con acá el monero camaney, pero me reservo el derecho de admisión. (Quimeras, abstenerse)

Por cierto, hoy fui al Zócalo a la Pejefiesta, ya contaré, ¡Hubo globos y payasos!

miércoles

¡concurso!

Si este espacio ha estado descuidado, por estos días lo estará más: Estoy en el D.F.
Mis múltiples tareas de monero y guía espiritual me han llevado a estos lugares.
Pero para que se entretengan, inauguro el esperado, y nunca anunciado...

GRAN CONCURSO DE DIBUJO: "MAMI, YO TAMBIÉN QUIERO SER MONERO"

Amiguito, ¿Quieres tener una caricatura hecha por Kabeza para adornar tu blog?, ¿Quieres que te ilustre un post?, ¿Te gusta la gasolina?
¡Esta es tu oportunidad!
Sólo tienes que hacer una caricatura del próximo presidente de México y ponerla en tu blog, ya sea escaneándola, o tómale una foto... si no tienes escáner o cámara (aunque sea de celular), pos ya te fregates, porque lo tengo que ver.
Pon un comentario en este post avísando que ya posteaste tu dibujo. Si no me quieres acomplejar y por lo tanto no quieres poner tu caricatura en tu blog, pues mándamela a monerokabeza@gmail.com pero si eres el afortunad@, te vas a aguantar ya que tendré que postear al ganador. (De todas formas debes avisar en este post que ya mandaste tu dibujo al mail indicado)
No importa si "no sabes" dibujar, aquí no se califica sólo el dibujo, sino la intención.
Nota: mínimo debe haber 15 participantes, sino, me deprimiré gachísimo y anularé el concurso y me tiraré por una semana al alcohol y la perdición.
La fecha límite es el 12 de diciembre y el jurado calificador (osea yo), deliberará y dará a conocer al ganador el día 13 de diciembre.
Es todo.
"Sufragio efectivo, no erección"
"Yo tampoco voté por Martita"
(Rúbrica)